Cómo aprender a besar
5 (100%) 1 vote

como-aprender-a-besar

No es tanto el hecho de que nunca hayas besado a una chica o a un chico en tu vida, sino el hecho de que debes romper esa primera barrera, pues quizás la timidez te aborde cuando llegue el momento adecuado de hacerlo.

Y es que cuando nunca se ha besado a una persona tendemos a cometer tantos errores en la primera vez, porque es así por regla general, nadie nace experto y mucho menos es un computador para que le instalen el programa de besar en cuestión de minutos, por lo que somos seres humanos y debemos pasar por un proceso.

Estos son los errores que debes evitar si quieres aprender como no besar:

  • Pensar que esa persona rechazará el beso. Y esto es algo de lo cuál nadie está exento, a todos nos han rechazado un beso, y es muy común que suceda pues existen muchas causas por las cuales ese primer beso pudo haber sido rechazado, y créeme, la primera causa que debes analizar es pensar con antelación un fracaso. Si piensas así, espera lo peor.
  • No saber identificar cuándo la persona está lista para el beso. Un error muy común es el dejar pasar la oportunidad para besar a esa persona que con su lenguaje corporal está indicando que quiere ser besada, y esas señales son básicas, en resumen una persona está lista para el beso y desea ser besada cuando: se humedece los labios, se muerde un poco los labios, te mira los labios, pasa sus dedos por sus labios, se le dilatan las pupilas, se acerca mucho tu cara hacia la tuya, te hace mucho contacto, etc.
  • Besar a la ligera y con los ojos abiertos. Si tú sientes algo agradable por lo general cierras los ojos para incrementar ese placer, y es un gesto que se ha convertido en costumbre, es decir, que mientras se estén besando cierres los ojos, pues indica que realmente estás sintiendo una sensación agradable al hacerlo, por lo que es de buena educación que cierres tus ojos cuando estés dando ese primer beso. Y por otro lado es ideal que lo hagas lento y sin tanto afán, esto permitirá que el beso realmente se sienta.
  • Demorarse besando. Es ideal que te dejes llevar por el momento y que todo esté perfecto, pero, deja beso para después!, deja que esa persona te pida nuevamente otro momento para besarla, permite que esa persona te busque para un segundo beso. Hay un error muy común y es que muchas personas piensan que entre más se demoren besando es porque más se quieren, y en realidad es así pero cuando ya son novios, en el primer beso hay que evitarlo, por lo general se tú quien termine el primer beso.
  • Tener mal aliento y babear mucho. A nadie le gusta el mal olor, y este es un punto muy importante que hay que tener en cuenta a la hora de dar el primer beso, pues de este depende que nos acepte un segundo, tercer y demás besos que queramos dar; por lo tanto, antes de besar a una persona hay que refrescar el aliento con alguna menta. También es importante el hecho de babear, y esto sucede porque usamos mucho la lengua y tratamos de tocar primero los labios con la lengua antes de besar y durante el beso, y es algo que hay que evitar si queremos que ese primer beso sea exitoso.

 

Como dar un beso

como-dar-un-beso

Imagina que estás conversando agradablemente con una mujer, con ella tocas temas candentes, pero para generar frío también hablas acerca de temas normales como hobbies, películas, quién es la obeja negra de la familia, etc.

Y hay un momento en el que, hay un silencio, y las miradas se cruzan, ella sonríe, tú no… simplemente te acercas para besarla, pero ella suavemente desvía su cara para que la beses en la mejilla.

Te preguntarás… qué pasó?, si todo iba bien, la hacía reír, sentíamos química… por qué me rechazó?

No es un rechazo, indica que ella quiere seguirte el juego, pero de manera más provocativa; lo peor que puedes hacer en una situación como esta es afligirte o decirle “lo siento”, créeme, dañarás toda la magia que hasta ahora has construído.

Ellas por el complejo de no sentirse tan chicas fáciles también les gusta jugar, hacerse de rogar, y que tú obviamente, les ruegues.

Retomemos la situación anterior… ella te desvió la cara y sólo besaste su mejilla, sonreíste y ella también, sin embargo, no hubo palabras; momentos después retomas la conversación, empiezas temas candentes, ella comienza a excitarse nuevamente, las miradas van y vienen, hay sonrisas injustificadas, el momento se hace ideal… “oye, me apetece mojar tus labios”, y te lanzas al beso… esta vez, ella te lo acepta.

 

Sigue leyendo Cómo besar a una mujer.